Cómo mantener la calma si estás desempleada

por Redacción Fratela

desempleo

En la sociedad actual, se nos dice que debemos llevar una vida “responsable”, que a una edad muy temprana debemos saber a la perfección a qué nos queremos dedicar el resto de nuestra vida. Las presiones sociales, hacen que nos sintamos indefensas e insuficientes ante una sobre oferta de talentos y una demanda limitada de los mismos.

¿Cómo mantener la calma cuando sentimos que jamás saldremos del bache del desempleo?

Es difícil mantener la calma cuando estamos en una situación de incertidumbre, no sabemos cuándo conseguiremos un nuevo empleo, ni sabemos cómo cubriremos nuestros gastos, sin embargo, es importante que estemos conscientes de que esto es pasajero y que más pronto que tarde, encontraremos un nuevo empleo si hacemos lo que nos corresponde.

En Fratela, te damos algunos consejos para que logres mantener la calma durante una temporada de desempleo y logres ser productiva.

1-      Mantén un horario fijo siempre.

No salgas de tus rutinas, si acostumbrabas hacer ejercicio en las mañanas antes de ir a la oficina, síguelo haciendo a la misma hora, levántate siempre a la misma hora. El continuar con nuestras rutinas, nos ayuda a mantener un equilibrio. Dedicar fijamente un horario del día a buscar trabajo, es una gran alternativa, ya que diariamente hay nuevas oportunidades y tendrás mayores posibilidades si lo intentas todos los días.

2-      Mantente rodeada de personas positivas que si tengan empleo.

A veces no reconocemos lo importante que son las personas que nos rodean. Estar rodeados de personas positivas, nos ayuda a mantener una actitud semejante, además de que al ser personas con empleo, nos darán consejos que nos acerquen a nuestro objetivo. También son personas que están actualizadas y conocen el medio profesional, nos pueden informar cuando haya ofertas de empleo dentro de su lugar de trabajo, etc.

3-      Trata de aprender cosas nuevas y aprovecha el tiempo.

Cuando estamos desempleadas, tenemos mucho tiempo libre. El ocio, es el peor consejero durante este tiempo, necesitamos buscar actividades para ocuparlo y aprovecharlo. Puedes buscar cursos que no sean costosos o gratuitos y leer libros o revistas que te ayuden a mantenerte actualizada en tu área de interés. Lo peor que podemos hacer es desperdiciar este tiempo, aprovéchalo al máximo y busca aprender cosas nuevas todo el tiempo.

4-      Trata de mantener una mentalidad positiva y rodéate de cosas que la fomenten.

Comúnmente, le damos muy poco valor a nuestro estado mental y emocional, no reconocemos la trascendencia que tiene dentro de nuestra vida la actitud con la que nos enfrentamos a los retos diarios. La importancia de una mentalidad positiva, es infinita, por ello es indispensable que nos rodeemos de personas, situaciones y cosas que nos ayuden a fomentarla.  Lee consejos positivos, pega recortes de lo que deseas cumplir en tu vida en un corcho que puedas tener a la vista, reúnete con amigos que te apoyen y motiven. Evita hablar únicamente de tus problemas y procura hablar más de tus planes, proyectos y expectativas positivas. Realmente no te podrás imaginar el impacto positivo que tendrá un hábito tan sencillo en tu vida.

5-      Evita leer malas noticias acerca de la situación laboral del país.

Este punto se relaciona con algunos de los anteriores. No recibimos ningún beneficio por enterarnos de lo mal que va la economía o acerca de lo mucho que ha aumentado el desempleo. Hasta en los peores tiempos de crisis, existen ofertas de trabajo, ¿Por qué no podría alguna de ellas ser para ti? Aléjate de cualquier cosa que te pueda desanimar o frustrar, estas emociones jamás han sido útiles, en su lugar, procura ser entusiasta y constante.

6-      Come sanamente y ejercítate diariamente.

Este consejo aparece hasta en la sopa, pero es innegable que tener una buena alimentación junto con el ejercicio diario, ayuda a mejorar el estado de ánimo y a estar sanos. Nadie se quiere enfermar en momentos de incertidumbre ¿o sí?

7-      Celebra cada paso que vayas dando.

Quizá ir a un par de entrevistas al mes no te parezca un gran logro, sin embargo, cada entrevista, es un aprendizaje nuevo. Valorar cada paso que se va tomando, es importante para mejorar nuestra autoestima y nuestro estado de ánimo, ningún paso es demasiado grande ni demasiado pequeño, valora tu esfuerzo en todo momento.

8-      Ten metas diarias que te acerquen a lo que deseas.

Elabora un plan de acción para cada día de la semana con horarios establecidos, por ejemplo puedes dedicar un par de horas al día a enviar currículums o a contactar personas que te puedan recomendar o contratar. Si sigues un orden y eres disciplinada, será más fácil que encuentres oportunidades.

9-      Sal de tu casa todos los días, procura no quedarte encerrada.

Tener actividades, también ayuda a mantener un buen estado de ánimo, salir a caminar o a trabajar a un café, presentarse en empresas directamente a buscar vacantes, salir a conocer gente nueva y hacer networking, etc. Quedarte encerrada en tu casa, no te ayudará a encontrar un empleo rápidamente y terminará por afectarte emocionalmente. ¡Atrévete a salir!

10-   Si llevas mucho tiempo en esta situación y te sientes deprimida, busca ayuda profesional.

Cuando pasas largos periodos de tiempo inactiva y aislada, es posible que te sientas triste o frustrada, si esto persiste, puede convertirse en una depresión. Si te es casi imposible salir de ella por tus propios medios, es necesario que busques ayuda profesional, hay centros de apoyo y call centers donde te pueden dar atención psicológica. No tomes a la ligera esta situación, ya que puede empeorar, recordemos que la depresión es una enfermedad y como tal debe ser atendida.

Podría parecer fácil, pero sabemos lo complicado que es mantener la calma en una situación de crisis como la que se vive al estar desempleada pero si te das la oportunidad de hacer cosas distintas para obtener resultados distintos, lograrás sentirte bien y aumentar tus posibilidades de salir de esta situación pronto.

¿Te animas a probar cosas nuevas?

 



Tags: carrera profesional, cómo desempleo, desempleo, empleo, éxito profesional, negocios, profesión